¿Es el adiós definitivo al uso del plástico?

NUEVAS NORMAS ISO ES UNA INICIATIVA DE ESCUELA EUROPEA DE EXCELENCIA

Nueva ISO 14001

¿ESTÁS PREPARADO PARA
LOS CAMBIOS EN LA
NUEVA ISO 14001:2015?

ACTUALÍZATE.

Blog

¿Es el adiós definitivo al uso del plástico?

Plástico en los comercio

Uso del plástico

Cada vez son más las empresas que están eliminando el uso de bolsas de plástico por bolsas de papel u otros materiales no vinculados al plástico. Grandes empresas impulsadas en parte por las restricciones y normas globales sobre el uso de este material, comienzan a tomar medidas. La prensa se llena de titulares que nos transmiten cierto cambio al respecto. Acabar con el uso del plástico en el comercio se ha convertido en una acción de marketing que está reportando una muy buena imagen a algunas compañías.

¿Pero estamos hablando de un cambio real? ¿Es un adiós definitivo al uso del plástico? Es cierto que se ven cambios en las empresas con respecto al uso del plástico. Aunque la falta de sanciones por parte de las Administraciones Gubernamentales, provoca que las medidas no suficientes, ya que se puede hacer más de lo que hasta el momento se hace.

 

Medidas globales con respecto al uso del plástico.

Tras la guerra actual con respecto al reciclaje de plásticos, y los altos niveles de contaminación a nivel global, los Gobiernos se ven obligados a tomar medidas. Estas medidas se están expandiendo por todo el planeta para revertir una situación prácticamente insostenible con respecto al nivel de basura solo en el océano Pacífico.

Nos encontramos ante una situación de emergencia, una alarma global que ha propiciado acciones legislativas contra el consumo de plásticos desechables en números regiones del mundo.

 

Europa

En marzo de 2019 una directiva que prohíbe, a partir de 2021, la venta de plásticos de un solo uso dentro de la Unión Europea (UE) para los productos que cuenten con alternativas viables como, por ejemplo, bastoncillos de algodón, cubiertos, platos, vasos, pajitas, etc. Se limitará el uso de los plásticos desechables que tengan difícil sustitución, forzando a los Estados miembro a reducir su consumo y atribuyendo a los fabricantes nuevas obligaciones de gestión y limpieza de residuos.

La UE también obligará a sus países a recoger el 90% de las botellas de plástico en 2029 y, un año después, a garantizar que al menos el 30% de estos recipientes provengan de material reciclado.

Con esta medida, Europa, que dedica el 40% del plástico a elaborar envases de usar y tirar, aspira a mejorar su tasa de reciclaje de plásticos, equivalente a tan solo un 6% de todo el que consume, tal y como revela la organización ecologista World Wildlife Fund (WWF) en un informe de 2018.

 

Asia y oriente

En la India desde 2018 se toman acciones penales de cárcel por el uso de bolsas, vasos o botellas de plástico. Bangladesh se convirtió en 2002 en el primer país del mundo en prohibir las bolsas en todo su territorio, y China, Israel y Sri Lanka cuentan con medidas similares.
El Gobierno de Japón contempla prohibir el uso de bolsas de plástico y otras medidas para reducir la generación de residuos de este tipo en el país, el segundo que más desechos plásticos produce del mundo, pero no establece una política decisiva en materia ambiental.

 

 

El continente africano

Este continente acoge a 25 países que han prohibido las bolsas de plástico. Algunos como Sudáfrica, Tanzania o Marruecos han vetado el uso de las más finas, mientras otros como Kenia castigan el uso de cualquier bolsa de plástico con penas de hasta cuatro años de cárcel.

África ha emprendido una auténtica guerra contra este producto y se ha situado en la vanguardia mundial de las medidas restrictivas que tratan de hacerlo desaparecer del paisaje. Una veintena de países lo prohíben de manera tajante, como es el caso de Ruanda, Uganda, Gabón o Kenia, o lo tratan como si fuera un artículo de lujo. Cada vez se suman más Gobiernos a esta cruzada, que, sin embargo, se enfrenta a dos problemas: la falta de alternativas baratas y viables y la resistencia de las empresas productoras o transformadoras.

 

Oceanía

Australia, en tan solo tres meses, ha conseguido reducir el consumo de bolsas de plástico en un 80%. Un hecho que da esperanzas a los ecologistas y que permitirá reducir a su vez los niveles devastadores de contaminación marítima.

El descenso sorprendente se explica por la decisión de algunas de las grandes cadenas de supermercados australianas que se autoimpusieron en julio la prohibición de suministrar bolsas de plástico a los consumidores de sus centros. Nueva Zelanda también vetará las bolsas de plástico desechables en 2019.

 

Latinoamérica

Chile se ha convertido en el primer país latinoamericano en prohibir a nivel nacional las bolsas de plástico en grandes superficies y supermercados. Costa Rica anunció en 2017 una estrategia nacional para prohibir todos los plásticos de un solo uso en 2021. Otros países como Panamá, Colombia, Belice o Haití también han tomado cartas en el asunto contra ciertos tipos de bolsas de plástico o para prohibir su uso en establecimientos comerciales. Sin embargo, en las dos principales economías, Brasil y México, no ha sido posible introducir la prohibición de las bolsas de plástico a nivel nacional.

 

Norte América

En Estados Unidos no existe aún una legislación federal que establezca la prohibición de las bolsas plásticas en todo el territorio nacional; siendo esta materia regulada actualmente sólo a través de normas de nivel estatal. California y Hawai han intentado sacar adelante una normativa estatal para frenar su uso, pero no se ha convertido en ley y, de momento, los legisladores trabajan en otros proyectos de ley para prohibir los plásticos de un solo uso.

Canadá prohibirá el uso de plásticos de un solo uso a partir de 2021 y obligará a las compañías que producen plásticos o los utilizan en el empaquetado, a encargarse de todo el ciclo de reciclaje, aunque no especificó qué productos exactamente dejarán de estar permitidos.

 

Software ISO 14001 para la gestión de residuos plásticos

Si está interesado en implementar un Sistema de Gestión Ambiental y obtener la certificación ISO 14001:2015 debe tener en cuenta que debe pasar por un proceso de auditoría cumpliendo con los requisitos que exige la norma.

Una vez pasada la auditoría, es complicado mantener y gestionar todos los procesos que requiere la norma. Por ello, le recomendamos el Software ISOTools Excellence, que le ahorrará tiempo, dinero y a eliminar todos los documentos físicos y realizar todos los procesos de forma automatizada.

Gestionar el plástico a través de un sistema de gestión ambiental contribuirá a poder controlar los niveles de emisión así como posibles problemas relacionados con la contaminación que este produce en una compañía. Con el software ISOTools esta gestión podrá automatizarse, y hacerse más sencilla.

Inscríbete en el Curso Online Futura ISO 14001:2015. Cambios Clave
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Loading Facebook Comments ...